CINE

BOYHOOD
Richard Linklater

El último experimento cinematográfico de Richard Linklater, uno de los realizadores norteamericanos más interesantes del momento, trasciende lo meramente cinematográfico para insertarse en la experiencia vital de cada uno. Con una técnica narrativa y un esquema muy similar a la trilogía, que ya va a ir por tetralogía, que inició con Antes del amanecer, siguió con Antes del atardecer y cuya última entrega es Antes de medianoche, siguiendo la evolución física y vital y las complejidades en la relación de pareja entre sus dos principales protagonistas encarnados por Ethan Hawke y Julie Delpy, Linklater va más allá filmando a lo largo de 12 años, entre el 2002 y el 2014, a un niño, Mason (Ellar Coltrane), desde su infancia a su entrada en la universidad, recogiendo sus momentos álgidos, sus experiencias vitales, su relación con su divertida hermana; la evolución en la relación con su bohemio padreque acaba siendo más convencional cuando se enamora de una cristiana renovada de la Asociación del Rifle—; el amor por la abnegada madre que estudia una carrera de psicología, acaba dando clase, lo sube sola y cuyas relaciones con las sucesivas parejas acaban siempre en desastre; la primera cerveza; el primer cigarrillo; el primer beso… 
siga leyendo en EL COTIDIANO

Comentarios