CINE

LA ENTREGA
Michael R. Roskam


El mestizaje cultural en el cine, como en la literatura, da buenos resultados. Directores alemanes han filmado en Estados Unidos excelentes películas de género negroWim Wenders y El amigo americano, por ejemplo—y el cine norteamericano, desde los años cuarenta, se ha encargado de fagocitar a los mejores directores europeos—Fred Zinneman, Otto Preminger, Fritz Lang, Billy Wilder, etc.—. Algunos norteamericanos han desarrollado su carrera en Europa—Joseph Losey—, los menos, y otros sencillamente no tienen una adscripción nacional—Roman Polanski—y ruedan donde les parece.

Comentarios